Las bolitas de arroz de la comida italiana, llamadas Arancini, son perfectas como aperitivos. Sal de la rutina de papas fritas, pizza o alitas preparándolas. Son fáciles, rápidas de cocinar, deliciosas y con muchas menos calorías que los demás aperitivos.

Bolitas de Arroz Arancini. Cocina Italiana

Ingredientes:

– 1 taza de arroz crudo, blanco, largo

– 1 litro de agua

– 1/3 taza de queso parmesano rallado

– 2 huevos

– 1 cucharada de perejil

– 1 1/2 taza de pan molido

– 2 tazas de aceite de oliva

– 1/4 de cucharadita de pimienta molida

– Sal

Preparación:

1. En un tazón mediano mezcla los huevos, el queso parmesano, el perejil, la pimienta y una pizca de sal. Cubre con papel film y refrigera.

2. En una olla grande, pon a hervir el agua con un poco de sal. Cuando empiece a hervir, agrega el arroz y baja el fuego.

3. Cocina el arroz hasta que que el agua se haya consumido casi por completo. Procura revolver con frecuencia.

4. Retira el arroz del fuego y vierte la mezcla de huevo y queso lentamente, revolviendo rápidamente para evitar que el huevo se solidifique solo en algunas áreas.

5. Deja que la mezcla de arroz y huevo se enfríe durante aproximadamente 1 hora.

6. En un plato extendido, coloca el pan molido. Humedece tus manos con un poco de agua y con el arroz haz bolitas de aproximadamente 3 cm. de diámetro. A continuación pásalas por el pan molido.

7. En una sartén, calienta el aceite de oliva y fríe en este las bolitas de arroz, girando cada que sea necesario, a modo que se doren por completo.

8. Una vez doradas, retíralas de la sartén y colócalas sobre papel absorbente para retirar el exceso de grasa.

Las bolitas de arroz de la comida italiana, se sirven calientes y acompañadas de un poco de salsa Alfredo o salsa marinara.

Si te ha gustado, ve a la cocina, prepáralas y compártelas con tus amigos. Si te piden la receta, compártesela a través de facebook o twitter.

loading...