Este postre de leche (o postre de cajeta) te va encantar por las mismas razones por las que me gusta a mi: pocos ingredientes, súper fácil, delicioso, y ¡no necesita horno!. Lo preparas en 1 hora, aunque eso si, necesitas al menos unas 4 horas para refrigerar. Casi podría apostarte que el 90% de los ingredientes los tienes ya en casa.

La lista de ingredientes para este postre de leche, te permitirá obtener 8 deliciosas porciones. Si tienes niños en casa, esta es una buena receta para involucrarlos en la cocina.

Postre de leche receta

Ingredientes para la costra:

  • 1 paquete de galletas Marías
  • 1 barrita de mantequilla
  • 2 cucharadas de azúcar

Ingredientes para el relleno:

  • 1 queso crema
  • 1 taza de cajeta
  • 2 cucharadas de grenetina
  • 1/2 taza de leche fría

Ingredientes para la cubierta:

  • 100 gr. de chocolate semiamargo en trozos
  • 1/2 barrita de mantequilla
  • 2 cucharadas de miel de maíz

Preparación de la costra:

  1. Muele las galletas en un procesador de alimentos, en una licuadora, o metiéndolas en una bolsa resellable y ayudándote de un rodillo de cocina.
  2. Cubre con un trozo de papel aluminio un refractario cuadrado, procurando llegar hasta las orillas (cubriendo bien los laterales). Agrega el azúcar y la mantequilla derretida. (A mi gusto, prefiero no agregarle el azúcar y así quitarle un poco del montón de calorías que este postre te aporta). Revuelve bien estos ingredientes y con los dedos presiona para formar la costra sobre el piso del refractario. Distribuye bien los ingredientes y no te esfuerces en cubrir los laterales ¡no es necesario! Cubre con una servilleta de tela o papel antiadherente y refrigera hasta que termines con la preparación del relleno.

Preparación del relleno:

  1. Hidrata la grenetina en la leche fría.
  2. Coloca en un bowl el queso crema y la cajeta y con ayuda de una palita de madera mezcla perfectamente hasta que se incorporen perfectamente estos dos ingredientes.
  3. Cuando la grenetina se haya esponjado, caliéntala a baño María y mueve hasta que se disuelva por completo. A continuación, agrega la grenetina a la mezcla de cajeta y queso, y revuelve bien.
  4. Saca el refractario con la costra del refrigerador y vierte la mezcla de grenetina, cajeta y queso sobre la costra.
  5. Refrigera hasta que cuaje (aproximadamente 3 horas).

Preparación de la cubierta:

  1. Calienta el chocolate a baño María junto con la mantequilla (también en trozos) y la miel de maíz.
  2. Revuelve bien, hasta que el chocolate se funda y se hayan integrado bien los 3 ingredientes.
  3. Retira del fuego y permite que se entibie la mezcla.
  4. Saca el postre de leche del refrigerados (ya que este cuajado) y vierte la mezcla de chocolate en el centro del molde. Con tus manos, levanta el refractario e inclina a manera de que el chocolate forme una capa delgada que cubra todo el postre de leche.
  5. Vuelve a refrigerar por una hora, al menos.
  6. Para desmoldar, jala únicamente el papel aluminio por las orillas, coloca sobre una tabla y corta en 8 o 9 porciones.

Como te habrás dado cuenta, este postre de leche se asemeja mucho a un pay de queso frío, pero con el rico sabor de la cajeta y el chocolate. Mientras no lo sirvas, procura mantenerlo en refrigeración.

Si te ha gustado este rico postre, no olvides suscribirte a nuestro boletín (y de paso, descargar gratis nuestro reporte de Conservación de los Alimentos) para recibir nuestras mejores recetas y consejos de cocina en tu buzón.

¡Buen provecho!

loading...