Al igual que las hamburguesas, la pizza es uno de esos alimentos que prefiero hacer en casa, y es que hacerla es realmente sencillo, mucho más económico, y también resulta más sabrosa.  En ocasiones, la preparo con harina integral, y otras tantas con harina normal.  Para el topping, o relleno, generalmente uso lo que tengo en la despensa, a menos que ya haya estado entre mis planes hacer pizza.

Hace un par de fines de semana, hice esta versión de pizza a la mexicana, le he agregado un par de piezas de carne para hamburguesa que habíamos comprado hace tiempo para probar las que venden en el supermercado, como siempre, terminamos quedándonos con la casera, pero si no tienen este tipo de carne preparada, usen simplemente carne molida de res o puerco.

Pizza a la mexicana. Receta | cocinamuyfacil.com

Sobre la charola para la pizza, notarán en las fotografías que no he tenido necesidad de comprar una charola especial para ello, mi  charola para galletas funciona perfectamente, aunque claro, termino con una pizza rectangular y no una redonda como marca la costumbre, pero ¡qué importa!

Pizza a la mexicana. Receta | cocinamuyfacil.com

Pizza mexicana. Receta
Autor:: 
Categoría: Panes
Tiempo de Preparación: 
Tiempo de Cocción: 
Tiempo Total: 
Porciones: 16
 
Ingredientes / Ingredients
Para la masa
  • 500 gramos de harina
  • 11 gramos de levadura instantánea
  • 1 cucharada de azúcar
  • ½ cucharada de sal
  • ¼ taza de aceite de oliva
  • 1¼ taza de agua tibia
Para el relleno
  • 2 tazas de salsa de jitomate
  • 300 gramos de queso Chihuahua
  • ½ cebolla
  • 4 chiles verdes
  • 1 pimiento rojo
  • 200 gramos de chorizo
  • 300 gramos de carne para hamburguesa o carne molida
  • 1 diente de ajo
  • Sal
  • Pimienta
  • Aceite de olivo
Preparación / Directions
Para la masa
  1. En un tazón coloca el agua tibia, agrega el azúcar y disuelve en esta mezcla la levadura. Deja reposar en un lugar cálido hasta que esponje y doble su tamaño, 10 minutos aproximadamente.
  2. En una superficie plana, forma una fuente con la harina y agrega la sal, el aceite de oliva y la levadura ya activada.
  3. Poco a poco, de adentro hacia afuera ve integrando todos los ingredientes, amasa hasta que la masa tenga cuerpo y no esté pegajosa.
  4. Engrasa con aceite de oliva un tazón grande, y coloca allí la masa. Cúbrelo con un trapo húmedo y deja reposar por 15 minutos o hasta que doble su tamaño.
  5. Precalienta el horno a 250ºC.
  6. Pasado este tiempo, con ayuda de un rodillo de cocina extiende la masa, dandole la forma de tu charola, dejando un grosor de medio centímetro aproximadamente.
  7. Coloca la masa sobre la charola previamente engrasada, y pícala uniformemente con un tenedor. Déjala reposar durante 10 minutos y a continuación hornea durante 5 minutos.
  8. Retira la base de la pizza del horno y deja enfriar.
Para el relleno
  1. En una cacerola, fríe el chorizo y el diente de ajo finamente picado sin agregar aceite. Cuando comience a soltar su grasa, añade la carne para hamburguesa previamente picada (o la carne molida). Sazona con sal y pimienta y cocina hasta que la carne esté cocida y el chorizo esté dorado.
  2. Una vez que la base para pizza se ha enfriado, barniza con un poco de aceite de oliva; distribuye la salsa de jitomate, el queso Chihuahua rallado, el sofrito de chorizo y carne, la cebolla en rodajas, el pimiento en juliana y los chiles verdes cortados en rodajas. Por último, aliña con un poco de aceite de oliva y pimienta molida.
  3. Hornea nuevamente durante 10 minutos o hasta que el queso se derrita.

Pizza a la mexicana. Receta | cocinamuyfacil.com

En casa, nos gusta que la pizza sea delgada y que quede crujiente, quizá ese sea uno de los motivos por los que evitamos las pizzas comerciales, así que las cantidades que muestro en la lista, me rinden para hacer dos pizzas (o una pizza y un stromboli o un calzoni, o bolitas de queso), pero si a ustedes les gusta más gruesa, no duden en usar la cantidad completa.

El sabor de esta pizza a la mexicana, ya se lo pueden imaginar, un queso bien derretido, un toque picante, el aroma del chorizo y una salsa de tomate casera. Desde luego, pueden optar por otros quesos, como el manchego o el tradicional mozzarella, e incluso, si quieren hacerla más rápido, la salsa de tomate que ya venden en frasco. Siendo sincera, mientras reposa la masa y eleva su tamaño, me da tiempo suficiente de hacer la salsa, rallar el queso y preparar el topping. ¿Se animan?

¡Buen provecho!

Esta entrada también está disponible en: Inglés